Fundada el 22 de noviembre de 1981, en el Club Social y Atlético Ezeiza. Sede: Avellaneda 51, José María Ezeiza

Charla sobre el envejecimiento poblacional mundial

Habla el filósofo José Arturo Quarracino. 
El Centro de Estudios Políticos y Sociales Giuseppe Toniolo —presidido por el dirigente político y economista Juan Carlos Vacarezza— organizó una exposición sobre “El invierno demográfico: el envejecimiento poblacional mundial”, en la Biblioteca Popular Alfonsina Storni (en Avellaneda 51, Ezeiza), el sábado 20 de septiembre del 2014. El expositor fue el filósofo José Arturo Quarracino, secretario general del mencionado Centro. La intención del expositor fue mostrar con datos oficiales de Naciones Unidas y de organismos privados internacionales la interrelación y referencia mutua que existe entre el proceso de concentración de la riqueza a nivel mundial por parte de una plutocracia financiera ultraminoritaria y la política de control de crecimiento poblacional a escala global diseñada, planificada y ejecutada para asegurar y proteger la concentración económica mencionada. La mencionada política antinatalista es la que ha producido lo que las ciencias demográficas definen como “Invierno demográfico”, es decir, el proceso de envejecimiento que padecen gran parte de los pueblos del mundo, en el sentido que desde hace algunos años está aumentando la cantidad de población mayor de 60 años, mientras que al mismo tiempo va disminuyendo la cantidad de población infanto-juvenil, de 0 a 16 años.

POLÍTICAS DE CONTROL DE LA NATALIDAD

La tesis presentada por el expositor es que el fenómeno del envejecimiento poblacional global, causado por políticas de control de la natalidad (camufladas como políticas de salud sexual y derechos reproductivos) ha sido un proceso paulatino, diseñado y planificado en esencia por el capitalismo financiero internacional (de raíz angloamericana) para asegurar y consolidar el proceso de acumulación de riqueza emprendido por este mismo sector. En primer lugar, se mencionaron los datos aportados por el Banco Credit Suisse y la Universidad de las Naciones Unidas, los cuales muestran que 29 millones de personas (0,6% de la población mundial) poseen el 39,3% de la riqueza global (87% billones de dólares). A continuación se presentaron los datos concretos respecto a la disminución de la tasa de fertilidad, país por país, que pone en evidencia el envejecimiento poblacional producido en las últimas décadas, según los más recientes datos oficiales aportados por las Naciones Unidas. A posteriori, se hizo mención a los ejes trazados para llevar a cabo la política antinatalista: los dispositivos e instrumentos utilizados, la mutación radical del sistema político y de los valores culturales y las organizaciones no-gubernamentales, vinculadas al capital financiero internacional, utilizadas como voceras y promotoras de la ideología antinatalista. Luego el disertante enumeró los efectos físicos causados por la ingesta continua de anticonceptivos, razón por la cual las mismas empresas fabricantes prohíben su consumo en algunos casos y enuncian los riesgos que se corren si se los ingiere en forma habitual.

EL MEMORANDO KISSINGER

A continuación se presentó un informe histórico sobre la forma en que se enunció y se implementó e impuso oficialmente como política de Estado el proyecto antinatalista global concebido por el interés corporativo privado de las grandes empresas multinacionales. En particular se analizó la importancia que tuvo en este proceso el famoso Memorando 200/74 (Memorando Kissinger), que asocia la política del control de la natalidad a escala mundial para proteger la seguridad nacional de Estados Unidos y sus intereses de ultramar. Finalmente, el expositor describió el proceso que calificó de perverso, a través del cual las fundaciones “sin fines de lucro” vinculadas a las empresas multinacionales difunden la política anticonceptiva y antinatalista sustentadas en suculentos subsidios estatales y obligan a los países en desarrollo a endeudarse con el Banco Mundial para ejecutar las políticas de “salud reproductiva” que les son recomendadas e impuestas para poder acceder a créditos “para el crecimiento económico”. Luego de la exposición, el disertante, José A. Quarracino respondió a diversas preguntas e interrogantes planteados por los asistentes. Informe: Héctor Corisol Paredes.